[fusion_builder_container hundred_percent=»no» hundred_percent_height=»no» hundred_percent_height_scroll=»no» hundred_percent_height_center_content=»yes» equal_height_columns=»no» menu_anchor=»» hide_on_mobile=»small-visibility,medium-visibility,large-visibility» status=»published» publish_date=»» class=»» id=»» background_color=»» background_image=»» background_position=»center center» background_repeat=»no-repeat» fade=»no» background_parallax=»none» enable_mobile=»no» parallax_speed=»0.3″ video_mp4=»» video_webm=»» video_ogv=»» video_url=»» video_aspect_ratio=»16:9″ video_loop=»yes» video_mute=»yes» video_preview_image=»» border_size=»» border_color=»» border_style=»solid» margin_top=»» margin_bottom=»» padding_top=»» padding_right=»» padding_bottom=»» padding_left=»»][fusion_builder_row][fusion_builder_column type=»1_1″ layout=»1_1″ spacing=»» center_content=»no» link=»» target=»_self» min_height=»» hide_on_mobile=»small-visibility,medium-visibility,large-visibility» class=»» id=»» background_color=»» background_image=»» background_image_id=»» background_position=»left top» background_repeat=»no-repeat» hover_type=»none» border_size=»0″ border_color=»» border_style=»solid» border_position=»all» border_radius=»» box_shadow=»no» dimension_box_shadow=»» box_shadow_blur=»0″ box_shadow_spread=»0″ box_shadow_color=»» box_shadow_style=»» padding_top=»» padding_right=»» padding_bottom=»» padding_left=»» margin_top=»» margin_bottom=»» animation_type=»» animation_direction=»left» animation_speed=»0.3″ animation_offset=»» last=»no»][fusion_text columns=»» column_min_width=»» column_spacing=»» rule_style=»default» rule_size=»» rule_color=»» hide_on_mobile=»small-visibility,medium-visibility,large-visibility» class=»» id=»»]

Los alfajores son una delicia de nuestra repostería que según los historiadores tienen sus orígenes en la cocina árabe pero que gracias a nuestra mezcla de culturas hoy en día los disfrutamos en todo el mundo, con infinidad de rellenos y sabores para todos los gustos. Acá te dejo una de las recetas que más me gustan: alfajores de nuez

Ingredientes para 12 alfajores aproximadamente:

Manteca o mantequilla a temperatura ambiente 80 gramos

Azúcar 70 gramos

Nueces procesadas o molidas 80 gramos

Esencia de vainilla  1 cucharadita

Harina 0000 250 gramos

Sal una pizca

Bicarbonato  de sodio 1/2 cucharadita

Relleno:

Dulce de leche 300 gramos

Cobertura:

Chocolate blanco de baño de repostería 200 gramos

Opcional: nueces  molidas para decorar

Modo de preparación:

Colocar la manteca a temperatura ambiente en un bol añadir el azúcar y comenzar a mezclar ambos ingredientes integrándolos bien con ayuda de un cornet  agregar la esencia de vainilla y a continuación las nueces molidas.

Tamizar la harina junto a la sal y el bicarbonato de sodio e incorporar a la mezcla anterior.

Por último añadir el huevo continuar mezclando los ingredientes hasta obtener un bollo. Envolver la masa obtenida con film transparente y llevar al frío por aproximadamente 1/2 hora.

Pasado el tiempo de enfriamiento de la masa, vamos a estirarla: espolvorear la superficie de trabajo con harina y estirar la masa de unos 4 milímetros de espesor. Con ayuda de un cortante de 5 cm de diámetro cortaremos las tapas de los alfajores.

Disponer las tapas de alfajores en una placa para horno.

Tip: Una vez cortadas  llevar  nuevamente a la heladera por una hora o de un día para otro . Cuanto más frías estén al momento del horneado conseguiremos un resultado mejor.

Para hornearlas precalentar el horno a 180 grados.

Hornear las tapas de unos 8 a 10 minutos aproximadamente .Tienen que estar ligeramente doradas en la base y apenas con color en la superficie.

Enfriar bien antes de rellenarlas

Colocar el dulce de leche en una manga y rellenar las tapas y formar los alfajores.

Para realizar la cobertura pondremos a derretir el chocolate blanco en un bol a baño María, teniendo siempre cuidado que el bol no toque el agua para que no se queme el chocolate.

Bañar los alfajores y dejar secar en una rejilla metálica siempre moviéndolos para que no se peguen a la misma.

Decorar con nueces molidas o enteras a gusto.

[/fusion_text][/fusion_builder_column][/fusion_builder_row][/fusion_builder_container]